Rusia apoya a Al-Asad frente a acusaciones de ataque químico

Se complica la geopolítica

El presidente sirio Bashar al Asad dice que el ataque químico del que se le acusa es una quot;invención al 100quot;

Asad le dijo a AFP que el gobierno sirio entregó su arsenal de armas químicas en 2013 y añadió que "incluso si las tuviéramos, no las usaríamos".

"Para nosotros, es un invento al 100%", dijo del supuesto ataque químico.

El presunto ataque químico, cuyas imágenes de niños con convulsiones conmocionaron al mundo, causó la muerte de 87 civiles, entre ellos 31 menores, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).

Todo eso puede abonar a la popularidad de un decadente régimen en EU, pero sin duda crea tensiones y posibles conflictos, por un lado con Rusia, que ya expresó su descontento y desaprobación, ya que ellos han apoyado al régimen sirio; la situación en Siria es muy complicada, porque quitar a Bashar Asad no es tan sencillo, ya que al derrocarlo podrían tomar el poder grupos radicales y extremistas mucho más peligrosos, entre ellos Isis y Al Qaeda.

También aclaró que "Khan Sheikhoun está bajo control del frente al-Nusra, que es una rama de Al Qaeda, así que la única información que el mundo tiene es la publicada por una rama de Al Qaeda".

"No sabemos si todas las fotos o imágenes de video son verdaderas o están trucadas (.) No sabemos si estos niños murieron en Jan Sheijun, ni siquiera sabemos si están realmente muertos”, dijo Asad, que durante la entrevista se mostró sonriente y relajado".

"Y si hubo un ataque, ¿quién lo lanzó?", se preguntó el presidente sirio. "Ellos inventaron toda la historia para tener un pretexto para atacar" (...) "Nadie ha investigado lo que pasó ese día en Khan Sheikhoun", afirmó el presidente sirio.

Gracias al apoyo de Rusia e Irán, no parecen impresionarle las amenazas de Estados Unidos ni el primer ataque norteamericano, la semana pasada, contra una base de su fuerza aérea.

En una entrevista concedida a la agencia francesa AFP, Al Asad habló hoy por primera vez sobre los informes que acusan a su gobierno de matar a más de 80 personas en el pueblo de Khan Sheikhoun, noroeste de Siria, tras un ataque supuestamente perpetrado con armas químicas el pasado cuatro de abril. Con sus trajes de estilo occidental y sus sobrias corbatas parece más un ejecutivo que un presidente. Nunca quiso detener la guerra.

Hasta ahora, todos los esfuerzos internacionales para poner fin a una guerra que en más de seis años ha causado más de 320 mil muertos y millones de desplazados y refugiados, han fracasado.

Asad afirmó que aceptará una investigación sobre Jan Sheijun, siempre que sea "imparcial".

Latest News