Acuerdo comercial con Surcorea será modificado, asevera Mike Pence

Acuerdo comercial con Surcorea será modificado, asevera Mike Pence

Acuerdo comercial con Surcorea será modificado, asevera Mike Pence

"Estados Unidos siempre busca la paz, al igual que Japón".

Ante el nuevo contexto, Japón también es partidario de sacar adelante acuerdos comerciales alternativos como el de la Asociación Económica Regional Integral (RCEP), en el que participan otros 15 países asiáticos y oceánicos, entre ellos China. "Pero lo último es una Corea unida bajo liderazgo surcoreano", añadió el analista.

El presidente de EEUU, Donald Trump, no marcará una "línea roja", es decir, un suceso o amenaza concreta que le resulte intolerable y que le llevaría a intervenir militarmente en Corea del Norte, por considerar que eso eliminaría su ventaja estratégica en ese conflicto, informó ayer la Casa Blanca. Según el embajador, el reciente despliegue de un portaaviones nuclear estadounidense en aguas próximas a la península de Corea está "empujando la situación hacia el borde de una guerra".

Y agregó que Corea de Norte respondería a los provocaciones de Estados Unidos, que de acuerdo con su juicio aplicaba una "lógica de gángster".

Por su parte, Robert S. Litwak, director de estudios de seguridad internacional del Centro Internacional para Académicos Woodrow Wilson, declaró a New York Times que en estos momentos estamos viviendo "una crisis de los misiles a la cubana en cámara lenta".

"En el caso de que nuestro ataque preventivo superpoderoso sea lanzado, aniquilará de manera total e inmediata a las fuerzas de invasión no sólo del imperialismo yanqui en Corea del Sur y sus alrededores, sino también en la parte continental de Estados Unidos y las reducirá a cenizas", publicó Rodong Sinmun, el periódico oficial del gobernante Partido de los Trabajadores.

El temor se fundamenta en que en marzo de 2016 el régimen norcoreano sugirió en un vídeo que sus misiles nucleares podrían alcanzar territorio estadounidense.

"Estados Unidos está perturbando la paz y estabilidad globales e insistiendo en una lógica de gángster", aseguró Kim, que acusó a la Administración estadounidense de querer aplicar a su país la misma doctrina que a Siria.

Tanto Pence como Abe hicieron un nuevo llamamiento a que China se involucre más en resolver el enquistado problema norcoreano, el mismo día en que el ministro chino de Exteriores, Wang Yi, recalcó también el "compromiso" de Pekín con la desnuclearización de la península coreana y con el uso de "medios pacíficos y diplomáticos".

No obstante, según informa el New York Times, los consejeros militares y de inteligencia advierten a Trump de que un ataque sería una malísima idea.

Otras noticias