Hallan dos hombres carbonizados en un auto

El Grupo Halcón y otras fuerzas trabajaron en la zona

Así resultó abatido el sospechoso del doble crimen. El Grupo Halcón y otras fuerzas trabajaron en la zona

Fuentes policiales y judiciales aseguraron a Télam que el hombre fue identificado como Carlos Esteban González, quien fue trasladado en estado grave a un centro asistencial de la zona, a pesar de que en un principio se informó sobre su deceso.

De acuerdo a lo manifestado por los informantes, el macabro hallazgo, que originó consternación en el vecindario, se produjo cuando integrantes de la comisaría de Villa Caraza (9ª de Lanús) y del Comando Patrulla (C.P.) del citado distrito arribaron, a raíz de un llamado que se realizó al número telefónico de emergencias 911, al cruce de Chubut y Hernando de Magallanes, frente a las vías del Ferrocarril General Manuel Belgrano Sur, en dicha zona, y a 200 metros del límite con Villa Fiorito.

Fuentes policiales y judiciales aseguraron que la hipótesis que se maneja apunta a que el autor del doble crimen se vengó por una supuesta deuda que el padre de uno de los calcinados mantenía con él.

El jefe policial explicó que el sospechoso también intentó quemar viva a su concubina, una joven de 24 años que estaba en pareja con él hacía ocho meses, pero que ésta se salvó porque logró bajarse del auto y sacarse la ropa mientras se le prendía fuego.

Esta mujer fue quien les aportó los datos a los investigadores e identificó al autor como González, por lo que de inmediato se montó un operativo de búsqueda.

"La mujer nos trajo hasta la calle Pilar 262, de Caraza, donde ella vivía con González, su hijo de 5 años y su madre". Y ahí lo encontramos con sus facultades mentales alteradas.

Al verse rodeado por los policías, el sospechoso amenazó a la inquilina de la planta alta y a su hija de 6 años, pero, a partir de las primeras negociaciones de un experto del Grupo Halcón, esas dos víctimas fueron rescatadas ilesas.

Según los investigadores, el hombre disparó alrededor de ocho tiros contra los policías e hirió al del Grupo Halcón que había ingresado a la vivienda, hasta que finalmente fue muerto por los efectivos.

El hombre se atrincheró en su domicilio por más de cinco horas, amenazando matar a todo aquél que se pusiese en su camino.

"Nos contó que se despertaba con la pistola en mano y le apuntaba en la cabeza", relató el jefe policial, quien, consultado sobre el móvil del doble crimen, explicó: "Quiso cobrarse una vieja deuda familiar, el padre del que manejaba el auto (Cáceres) tenía una deuda con él".

Este lunes, la titular de la Unidad Funcional de Instrucción 4 Descentralizada de Lanús, Mariela Bonafini, solicitó un allanamiento en la vivienda del sospechoso del doble crimen. Los comentarios que divulguen insultos, injurias, calumnias o denuncias no documentadas tampoco serán admitidas en forma anónima y en lo posible tampoco de forma registrada. Para ello, acepta estos términos y condiciones.

Latest News