Huelga en Colón no tiene justificación — Alemán

La protesta se concentró en el casco antiguo de la ciudad de Colón.  Adriano Duff | La Estrella de Panam

Adriano Duff | La Estrella de Panamá La protesta se concentró en el casco antiguo de la ciudad de Colón

La movilización tiene lugar en momentos en que el gobierno del mandatario Juan Carlos Varela impulsa un plan de renovación en la vieja ciudad de Colón, así como un programa de viviendas en las afueras con una inversión hasta ahora estimada en más de 1.200 millones de dólares. No se informó de inmediato sobre heridos ni el número de detenciones a raíz de los desórdenes.

Las protestas del martes son las más graves desde los violentos disturbios del 2012, en que los colonenses frenaron una iniciativa oficial que buscaba vender las tierras de la zona franca de Colón, considerada la más grande de Latinoamérica en el negocio de la importación y exportación de mercancías. Su dirigente Edgardo Voitier se expresó al final satisfecho y llamó a sus seguidores a retornar a las calles el miércoles, al tiempo en que anunció que extendían por 24 horas más la huelga general en la provincia.

Después de la marcha, sobrevino el caos total.

Vestidos de negro centenares se dirigieron de forma pacífica hacia el centro de la ciudad mientras en algunos puntos quemaron basura y neumáticos.

Las unidades antimotines emplearon gases lacrimógenos para repeler a los manifestantes y se escucharon insistentes detonaciones.

A pesar de ser una provincia portuaria y comercial vital Colón, la provincia ha sufrido por décadas la dejadez de los gobiernos, lo que llevó al colapso de su sistema de alcantarillado, agua potable y vivienda.

En la provincia de Colón, se mantiene un operativo policial vehicular.

"Han pasado casi cuatro años y no solo esa promesa se convirtió en mueca, sino que ha perjudicado a la gran mayoría con un proyecto que los engaño abiertamente", agregó.

El Frente Amplio por Colón (FAC), que aglutina a varios gremios de esa provincia denuncia la supuesta intención de gobierno de enviar a la clase sencilla a las áreas alejadas y dejar el casco antiguo de la ciudad en mano de comerciantes lo que consideran es elitizar la ciudad caribeña. De acuerdo con cifras oficiales en 2017 se registraron 73 asesinatos.

Latest News