15 países latinoamericanos pidieron garantías necesarias para las elecciones de Venezuela

Presidente Maduro repudia ataque contra Siria

Crisis en Venezuela sacude la Cumbre de las Américas

Maduro respondió: "Da vergüenza, da pena, ver a esos presidentes odiados por sus pueblos hablar del noble pueblo de Venezuela", refiriéndose a Macri y los gobernantes de Brasil, Michel Temer, y Colombia, Juan Manuel Santos, a quienes tildó de "sicarios" de Estados Unidos.

"No reconoceremos los resultados de unas elecciones que están maquilladas para legitimar una dictadura, en tanto la crisis social se sigue agravando cada día más", dijo el mandatario colombiano.

Pence encabeza en Lima la delegación estadounidense, en la que participa Ivanka Trump y su marido Jarred Kushner, ambos asesores de Trump. También han expresado su "determinación" a continuar impulsando a través de la Organización de Estados Americanos (OEA), medidas políticas que contribuyan a restablecer la estabilidad democrática en Venezuela.

Asimismo tuvieron contacto directo con primeros mandatarios de varios países donde denunciaron los delitos de lesa humanidad cometidos por el Gobierno de Nicolás Maduro entre los cuales destacaron los 139 asesinados en las manifestaciones de 2017, los más de 200 presos políticos y la hambruna extrema que sufre el país. "Trabajamos para devolver la democracia a Venezuela, es inaceptable".

El presidente argentino dijo que su país desconocerá los comicios venezolanos de mayo y Santos indicó que su Gobierno será "implacable con el régimen opresor" de Venezuela. "Pretendieron excluirnos de la Cumbre de las Américas y lo que hicieron fue fracasar, la Cumbre de las Américas ha sido un fracaso total", dijo Maduro en transmisión obligatoria de radio y televisión.

"Hay un plan para sabotear las elecciones del 20 de mayo, un plan internacional".

El documento establece el "compromiso" de los jefes de Estado y de Gobierno de América a "fortalecer las instituciones democráticas para la prevención y combate de la corrupción".

La mayoría de los países mostraron su preocupación por la situación humanitaria en Venezuela e instaron a Maduro a que reconozca la crisis y permita la entrada de la ayuda internacional, en particular medicinas, que son casi imposibles de encontrar en el país con las mayores reservas petroleras del mundo.

"Queremos anunciar hoy (por ayer) que para dentro de tres años, en 2021, pediremos organizar la IX Cumbre". Aun más humillante, Estados Unidos y otras naciones exigieron que Maduro abriera el país rico en petróleo a ayudas internacionales para millones de personas que huyen del hambre.

Latest News