Gendarmería desalojó el "acampe" de los trabajadores de Cresta Roja

Cresta Roja

Cresta Roja

Tras la compra de la empresa por 121 millones de dolares, en enero de este año, aproximadamente 650 trabajadores, de un total de 2300 que componen hoy la empresa, debieron discontinuar sus labores.

"Gendarmeria, cumpliendo ordenes del gobierno, quiere avanzar y desalojarnos".

Según los testimonios recogidos por la agencia SN, los vecinos atemorizados por la presencia masiva de uniformados, les rogaba a éstos que "No les peguen más", a pesar de lo cual, la represión seguía a fuerza de balas de goma, y de proyectiles de sal y agua.

Desde las 6:00 de esta mañana, los trabajadores están siendo perseguidos y reprimidos por las calles del barrio La Unión, en Ezeiza, hasta la ruta 205 y las vìas del ferrocarril que va hacia Cañuelas, donde volvieron a intentar reagruparse y hacer un corte de ruta para denunciar esta situación. "Hace 4 semanas q acampamos, reclamando e impidiendo q avasallen con nuestros derechos", publicó el gremio.

El Gobierno envió más de mil efectivos de Gendarmería a reprimir con balas de goma, gases lacrimógenos y camiones hidrantes a los trabajadores de Cresta Roja.

La gobernadora María Eugenia "Vidal nos dijo que nos iban a cuidar y manda a reprimirnos", planteó el operario tras asegurar que "en 2015 trabajaban en faena alrededor de 3.000 personas y con el plan operativo de la empresa sólo trabajaban hasta ayer 1.300 personas". "Es un símbolo de lo que pasa en el país", denunció. Y agregó: "muchos laburantes de la empresa creyeron y votaron a Macri y hoy se golpean la cabeza contra la pared".

Latest News