Científicos consiguen 'transferir' memoria entre dos caracoles

Cómo lograron realizar un

Científicos consiguen 'transferir' memoria entre dos caracoles

Al cabo de un tiempo, cuando pincharon nuevamente a los animales con otro instrumento, reaccionaban contrayéndose como un mecanismo de defensa. No obstante, los que recibieron el ARN de los no entrenados, sencillamente siguieron igual.

Este lunes, la revista eNeuro dio a conocer un reporte que hizo que muchos se fueran para atrás: científicos de la Universidad de California, en Los Ángeles, transfirieron moléculas cerebrales de caracoles entrenados a caracoles no entrenados... y sí, después del procedimiento, los no entrenados se comportaron como si recordaran experiencias.

El ARN es una molécula grande que participa en varias funciones esenciales en organismos biológicos, incluida la unión de proteínas y la forma en que se manifiestan los genes.

De esta forma, con la intención de comprender la parte física de la memoria, entrenaron a una especie de caracol llamada Aplysia californica. Después de estos shocks, el reflejo defensivo del caracol fue contraerse como medida de protección.

Quienes habían sido sometidos al experimento, presentaron posturas defensivas (durante 50 segundos) en contraposición a los que no (solo un segundo). En los que no, duraba apenas uno. También tenían un segundo grupo control con otros siete caracoles que tampoco habían recibido ninguna sacudida.

A continuación, los científicos extrajeron el ARN de los sistemas nerviosos de los caracoles marinos, tanto de aquellos que recibieron descargas como de los que no, y los inyectaron a un nuevo grupo de moluscos.

El efecto fue similar cuando hicieron lo mismo con las células nerviosas sensoriales que estudiaron en placas de Petri.

Los expertos aseguran que el sistema de células entre caracoles y humanos es parecido solo que el nuestro es mucho más complejo.  Getty Images
Los expertos aseguran que el sistema de células entre caracoles y humanos es parecido solo que el nuestro es mucho más complejo. Getty Images

Glanzman dijo que el resultado significó "como si se hubiese transferido la memoria" de un grupo a otro.

Con el experimento efectuado los investigadores han concluido que los recuerdos a largo plazo se almacenan en el núcleo de las neuronas, y no en las sinapsis del cerebro (las uniones entre las células nerviosas).

Pero el profesor de biología interactiva de UCLA tiene una opinión diferente. "Si los recuerdos se almacenaran en las sinapsis, nuestro experimento no habría funcionado de ninguna manera", ha resaltado el investigador.

El resultado logrado respaldará otros efectuados hace décadas que sugerían que el ARN estaba involucrado en la memoria.

"Crep que en un futuro no muy lejano podríamos utilizar el ARN para mejorar los efectos del Alzheimer o el trastorno de estrés postraumático", advirtió el investigador en un boletín publicado en la UCLA.

Glanzman ha confiado en que el hallazgo sea útil para explorar más aspectos de la memoria que hasta ahora eran desconocidos, aunque ha admitido desconocer si el proceso empleado con los caracoles serviría para trasferir recuerdos formados a través de experiencias de la vida.

Latest News