¿Qué dice la declaración que firmaron Trump y Kim en histórica cumbre?

Donald Trump Kim Jong un | Líder de Corea del Norte invitó al presidente de Estados Unidos a Pyongyang en julio según medio surcoreano

Donald Trump | Kim Jong un | Líder de Corea del Norte invitó al presidente de Estados Unidos a Pyongyang en julio según medio surcoreano

Según Donald Trump, el video deleitó a Kim Jong-un.

Trump calificó el arsenal norcoreano como "muy significativo", y reconoció que el desarme completo del régimen "llevará mucho tiempo", aunque añadió que presionará a Corea del Norte para que lo haga tan pronto como sea posible "mecánica y físicamente".

El mandatario explicó que durante su reunión con Kim también ensalzó las condiciones geográficas de Corea del Norte, el país más aislado del mundo, por encontrarse entre China y Corea del Sur, y alabó su costa: "Es genial", dijo Trump.

"No he cedido en nada".

El presidente estadounidense Donald Trump y el mandatario norcoreano Kim Jong Un se dan la mano al inicio de su primera reunión. El presidente estadounidense dijo que que está "comprometido a proveer garantías de seguridad" a Corea del Norte y Kim "reafirmó su firme e inquebrantable compromiso para completar la desnuclearización de la Península de Corea".

"Vamos a detener los juegos de guerra, lo que nos ahorrará una enorme cantidad de dinero", anunció Trump ante la prensa.

Declaración conjunta del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y el presidente de la República Popular Democrática de Corea (RPDC) Kim Jong-un, en la cumbre de Singapur.

Trump, no obstante, precisó que por el momento "no se van a reducir las capacidades militares" de Estados Unidos en Corea del Sur, donde Washington mantiene desplegados unos 28.500 efectivos.

"Lo máximo. Mejor de lo que nadie podría haber esperado", dijo en unas breves declaraciones a la prensa durante su paseo con Kim. "Las sanciones se levantarán cuando estemos seguros de que las armas nucleares ya no son efectivas", señaló el presidente estadounidense. "El mundo verá un cambio importante", ha añadido.

La cumbre de Singapur ha sido la primera entre mandatarios de ambos países tras casi 70 años de confrontación a raíz de la Guerra Corea (1950-1953) y 25 de negociaciones fallidas y tensiones a cuenta del programa atómico norcoreano.

En un tono más sobrio Kim dijo: "No fue fácil llegar hasta aquí". "Los viejos prejuicios y prácticas fueron obstáculos en nuestro camino hacia adelante pero los superamos todos y hoy estamos aquí", aseguró.

Kim permaneció en silencio junto a Trump mientras hablaba con los medios, pero el líder norcoreano describió más temprano su reunión como un "buen preludio para la paz".

Latest News