Profanaba tumbas para hacer muñecas con cadáveres de nenas

Uno de los cuerpos encontrados en su departamento

Uno de los cuerpos encontrados en su departamento

Anatoly Moskvin era un historiados reconocido. Momificaba los cadáveres de las nenas, los vestía, maquillaba y hasta les colocaba botas hasta las rodillas para que parecieran muñecas. La Justicia podría liberar en los próximos días a un hombre que pasa sus días en una clínica psiquiátrica por una historia macabra: profanaba tumbas para transformar los cadáveres de nenas en muñecas.

Olga Chaefymova, de 10 años, era uno de los 29 cuerpos que Anatoly Moskin robó del cementerio para llevárselos a su casa.

Un perturbado individuo que se mantenía recluido en una clínica especializada de Rusia, por profanar 44 tumbas para convertir los cadáveres en muñecas, podría ser puesto en libertad en los siguientes días.

Como Moskvin es historiador y especialista en cementerios, la policía lo había convocado -sin saber lo que pasaría después- para investigar los misteriosos saqueos de cadáveres en las tumbas rusas. Por ejemplo, dentro de algunos cadáveres colocó cajas de música entre sus costillas y el cumpleaños de todas sus víctimas estaba marcado dentro de su dormitorio.

Cuando la policía lo detuvo, escribió un último mensaje, esta vez dirigido a los padres de las menores que decía: "Abandonaron a sus chicas en el frío, yo las traje a casa y las calenté".

La inesperada noticia enfureció a algunos padres de las niñas muertas, como es el caso de Natalia, quien se mostró consternada al escuchar la noticia.

Luego de estudiar el caso, en aquel momento el tribunal ruso, ayudado por expertos en medicina, determinó que el hombre padecía esquizofrenia, por lo que no pudo ser juzgado para ir a la cárcel, pero sí fue enviado a un hospital mental en el que se mantuvo bajo monitoreo legal. Ello debido a que los psiquiatras que lo tratan, informaron que puede continuar su tratamiento en su vivienda.

Latest News