Actualidad: El mar se calienta más rápido que lo esperado

Archivo particular

La temperatura de los océanos aumenta a un ritmo cada vez mayor

"Si quieres saber dónde está ocurriendo el cambio climático, mira en nuestros océanos" dijo Zeke Hausfather, graduado de la Universidad de California, Berkeley y co-autor del paper.

Washington, 11 ene (PL) El calor atrapado por los gases de efecto invernadero (GEI) está elevando las temperaturas del océano más rápido de lo esperado, según cuatro observaciones realizado por investigadores estadounidenses. Y, a diferencia de la Tierra, las temperaturas marinas no se ven afectadas por eventos como erupciones volcánicas o el Fenómeno de El Niño.

Sucede que los resultados del nuevo análisis proporcionan evidencia adicional de que las afirmaciones anteriores de una desaceleración o "pausa" en el calentamiento global en los últimos 15 años eran infundadas.

Los océanos, recuerda el informe, son la principal memoria del cambio climático, ya que absorben aproximadamente el 93 % del desequilibrio energético de la Tierra, que se crea por el aumento de los gases contaminantes que determinadas actividades humanas desprenden a la atmósfera. Los océanos más cálidos también contribuyen a tormentas más fuertes, huracanes y precipitaciones extremas.

"Si bien 2018 será el cuarto año más cálido del que haya registro, sin duda será el de mayor temperatura de los océanos, como lo fue 2017 y 2016 antes de eso", dijo Hausfather. "La señal de calentamiento global es mucho más fácil de detectar si provoca un cambio en los océanos", concluyó. Por una parte, muestra que las tendencias en el contenido de calor del océano coinciden con las pronosticadas por los principales modelos de cambio climático.

La investigación liderada por la Academia China de las Ciencias, se llevó a cabo con una flota de monitoreo llamada Argo que utilizó casi 4.000 robots flotantes sumergidos a de 2.000 metros midiendo la temperatura, el ph, la salinidad y otra información de los océanos, permitiendo a los científicos actualizar investigaciones pasadas y perfeccionar predicciones para el futuro. "El hecho de que estos registros corregidos estén de acuerdo con los modelos climáticos es alentador, ya que elimina un área de gran incertidumbre que teníamos anteriormente", afirma. Este batallón de monitorización del océano, llamado Argo, ha proporcionado datos consistentes y generalizados sobre el contenido de calor del océano desde mediados de la década de 2000.

Tres de los nuevos estudios incluidos en el análisis de Science calcularon el contenido de calor del océano hasta 1970 sin usar métodos para corregir errores de calibración y sesgos en los datos de Argo y los batitermógrafos. El cuarto adopta un enfoque completamente diferente.

Hausfather comentó que los científicos trabajan continuamente para mejorar la forma de interpretar y analizar lo que era un conjunto de datos bastante imperfecto y limitado antes de principios de la década de 2000. "Estos cuatro nuevos registros publicados en los últimos años solucionan muchos problemas propios de los registros antiguo".

Latest News